Al final la Comunidad de Madrid se quedó sin dinero suficiente para financiar su mega proyecto del Campus de la Justicia. Con este "campus" la Comunidad se pretende apuntarse a la moda de la concentración empresarial en un solo punto como han hecho Telefónica el Santander o el BBVA. A este campus trasladarán todos los tribunanes y una buena parte de los juzgados.

El pequeño problema con el que se ha encontrado la Comunidad es el de no poder pagar una parte importante del coste que genera el campus y sus arquitectos: Foster, Zaera, Rogers o Jaime Duró. Así que, la Comunidad de Madrid, ni corta ni perezosa se apresura a pedir al Ayuntamiento de Madrid para que los sitios en los que están ahora los Juzgados y Tribunales pasen de ser suelo dotacional a suelo residencial, y comenzarán con los juzgados de Plaza Castilla.

Segín dice el ABC hoy, El objetivo, según cálculos de la Comunidad, es obtener por esta macro-manzana judicial unos ingresos de 300 millones de euros. El Gobierno de Aguirre espera conseguir otros 100 millones por la venta de otras sedes judiciales repartidas por varios puntos de la capital. Esos 400 millones -«como máximo»- que se sacarían con la venta de los edificios se destinarían íntegramente a la construcción del Campus de la Justicia de Valdebebas.

Todo un hito en los procesos de especulación con el cambio de uso del suelo. Es decir, usar las plusvalías generadas con el suelo público para albergar los megaproyectos personales del Gobierno de turno hipotecando las posibildiades de uso de ese suelo público para otros menesteres. Total, solo hay una necesidad imperiosa de construcción de vivienda pública o de espacios dotacionales para los barrios colindantes...¿recalificará el ayuntamiento?

La justicia atascada y la Comunidadgastandose el dinero en los edificios...

Un punto para espe