[ Derecho ] 03 Agosto, 2011 10:34
 

 

1972-1.jpg, 74 KBNo suele ocurrir mucho y son pellizcos interesantes. Una sentencia de un juzgado de las Palmas absuelve a un miembro del 15-M de una falta de desobediencia a la autoridad.

En síntesis, la falta de desobediencia se deriva de los momentos en los que el denunciado estaba siendo desalojado de su tienda de campaña y es golpeado por un antidisturbios sin identificar. El manifestante trata de lograr su identificación en diversas ocasiones e incluso lo solicita a los mandos del operativo que estaba procediendo al desalojo. Al negarse todos a identificar al antidisturbios, procede a realizarle un foto para su posterior denuncia por la agresión sufrida. Acto seguido el policía trata de quitarle el móvil a lo que el militante se neiga porque el policía no va identificado. Esta negativa a entregar el móvil a un policía sin identificar es lo que hace que se le denucnie por desobediencia.

La sentencia tienes frases memorables como la que dice que "en un estado democrático de derecho no toda orden emanada de un agente de la FCSE debe ser acatada ciegamente en pro del principio de seguridad. Si existe una presunción de legitimidad, pero cabe analizarla en cada caso en función de las circunstancias cuando un ciudadano no se enfrenta violentamente ni se niega injustificadamente a obedecer una orden sino que la discute de modo pacífico y al menos racionalmente fundado cuestionando en este caso la legitimidad de la incautación de un móvil por parte de un policía no identificado."

(...)

"Por ello, no se considera legítima la actuación que se ha visto en algunos vídeos publicados recientemente en los que los agentes se quitan la placa para evitar se identificados. Parece inherente a la norma que este derecho de los ciudadanos a identificar a los policías de forma inequívoca responden a su facultad de poder valorar o pedir responsabilidades por la actuación de cualquier agente derecho que quedaría vedado si no se les pudiera identificar que de hecho en este caso impidió a una persona lesionada identificar a su presunto agresor de modo apto para presentar una denuncia en su contra."

"Por todo ello en el presente caso valoradas todas las circunstancias concurrentes, no se aprecia ilegitimidad en la actuación del acusado de tratar de obtener una identificación del agente mediante la fotografía ya que no disponía de su número oficial, ni de negarse a entregar su teléfono si el funcionario no se identificaba. Apreciando incluso cierta desproporción aunque sin trascendencia penal en la detención policial al no ser precisa su retención conforme al art. 20 de la LO 1/1992 en este concreto caso para ser identificado ya que portaba su DNI (...) Considerando que en este caso ni las características del hecho ni las del detenido precisaban de esa privación de libertad aunque fuese de unas horas"

En los periodicos han hecho mucho incapié en que la sentencia entiede que las tiendas de campañas de la que fué desalojo debería ser considerada como domicilio. A mi realmente lo que me ha intereasdo es que la sentencia da un rapapolvo a los policías por no ir identificados y que dictamina que no toda orden de la "autoridad" es legítima en si misma considerada.

Un abrazo

 

[ prensa ] 01 Agosto, 2011 08:37

Como lectura de entretenimiento veraniego no están mal dos recientes artículos que el diario ABC ofrece al mundo. El 31 Julio y el 1 de Agosto ABC han redactado los artículos: Un polvorin llamado Lavapiés y Tabacalera, el cobijo del 15-M, dos espectaculares artículos con memorables frases:

"Nadie en Lavapiés se atreve a hablar de miedo. Prefieren llamarlo prudencia"

"Es un silencio ensordecedor, eso sí, impuesto por cientos de «indignados» que han «okupado» muchas viviendas del barrio y que, a la voz de todos a una, ya han protagonizado tres graves enfrentamientos con la Policía este mes de julio"

"Y, ahora, la pregunta del millón: ¿Cómo es posible que acuda tanta gente y en tan poco tiempo a la llamada del amotinamiento? Hay varias pistas. Es un secreto a voces que muchos «indignados» viven por aquí. Algunos «okupan» viviendas e, incluso, edificios enteros. Es el caso, por ejemplo, de uno en la calle de Embajadores, en la acera de los pares, casi enfrente del Mercado de San Fernando y muy cerca del Instituto de Enseñanza Secundaria «Cervantes»."

"No está demostrado que paguen alquiler cuando utilizan una sala para sus asambleas. Consumen el agua y la luz a discreción. Salen y entran con total libertad, eso sí, como el resto de los vecinos de Lavapiés o de cualquier otra parte que desee conocer el lugar. Hablamos de los «indignados», el pilar del movimiento «15-M», y del edificio La Tabacalera, que usan para asambleas. Una base logística que, además, resulta ser un chollo."