Curioso parrafo de la noticia de El Pais sobre la nueva web que han abierto desde la Generalitat para que se identifique a supuestos alborotadores y supuestas alborotadoras.

"Quienes figuran en la página podrían ver vulnerado su derecho al honor y a la propia imagen. Según varios expertos legales, pueden denunciarlo ante la Autoridad Catalana de Protección de Datos. El organismo, sin embargo, no ha querido opinar sobre la medida. "No tenemos información sobre los criterios con los que se ha puesto en marcha este servicio", se ha excusado una portavoz."

A ver quien es el guapo que dice "ese de ahí soy yo, y quiero que me quiten de esa web"...

 

En vez de alarmarse y tirarse de los pelos, la prensa "progre" de El Pais, sale hoy con el super titular de "Interior no informó a la fiscal superior sobre la web para delatar a violentos". Que jartá de pais