Hoy desde las 13:00 "José Ginés" ha estado contestando a las preguntas que los internautas le han hecho en el web de "El Pais".

De entre todas las que le han hecho hay una que me parece interesante: ¿Por que hay un grupo dentro de la Bici-crítica que se sube por las aceras e insulta a los coches? cuya respuesta me ha gustado:

¿Por qué hay conductores que se saltan los semáforos? ¿Por qué hay gente que te pasa a escasos centímetros cuando vas en bici? ¿Por qué hay gente que te pita por ir "despacio" pero no pita al coche de la basura u otros vehículos más lentos? Francamente no lo sé. Hay gente mal educada y alterada en todas partes. Una grandísima mayoría quiere que el paseo sea tranquilo, educado y respetuoso. Se intenta "educar" a los exaltados, pero al final el comportamiento individual es algo que no podemos controlar. La Bici Crítica es un paseo y cualquiera puede participar en él. Es responsabiliad de todos los que pedalemos frenar las actitudes "chulescas". Ahora, esto pasa en todas partes. Ya los inventores de este invento, la gente de la Masa Crítica de San Francisco bautizaron a ese tipo de gente como el "comando testosterona", gente que amparada en el grupo suelta su rabia. La mayoría está en contra de esa actitud retadora.

 

La pregunta me ha parecido muy oportuna, ya que es cierto que en las bicicríticas existen personas que realizan, al amparo de la bicicritica, "cosas" que nunca se deben hacer. Ayer mismo, un ciclista colisionó en la acera de Gran Vía con un peatón (creo que era mujer, pero no lo vi bien).

La respuesta me parece oportuna: ¿Por qué hay conductores que se saltan los semáforos?

Creo que en las bicicríticas hay que extremar el cuidado y el mimo a los peatones y también aumentar la educación con los conductores. Lo complicado es lo dificil que resulta dentro de una masa que supera los centenares de personas tratar de que todo el mundo tenga una actitud correcta. 

Estas actitudes pasan en la bicicrítica, en el parque de al lado de mi casa, en la calle o en el Retiro. En la masa cafres siempre habrá, debemos tratar de que se reduzca su influencia, pero no somos sus padres, ni sus jefes, ni policías y por supuesto no debemos aceptar que una mínima parte de gente implique al resto en una actitud negativa que partesolo de esa gente, al igual que no todos los conductores se saltan los semaforos ni todos los conductores conducen ebrios, ni todos atropellan peatones.