Da la sensación de que el instructor del procedimiento contra Garzón esta reculando algo en sus posiciones. El Magistrado/Intructor Varela acaba de emitir un Auto por el que se pide a la Falange que subsane los defectos de los que según el instructor adolece su escrito de acusación.

Basandose en los artículos 781 y 650 de la Ley de Enjuiciamiento Criminal ha ordenado a la Falange a que en el plazo de 1 día -una adiciencia pone en el auto- a que aclare su acusación ya que para el instructor la acusación de la Falanje "lejos de limitarse a una mera descripción de los hechos, se extiende en multiples valoraciones, de tal suerte que resulta arduo diferenciar cuales sean los hechos cuya verdad o falsedad ha de ocupar la defensa del acusado y cuya acreditación ha de orientarse la actividad probatoria".

Esto cuanto suena raro, muy raro. La fiscalía pide el archivo y ahora Varela sale con esto después de un lio monumental... ¿Volveremos a la doctrina Botín o a un sucedáneo de la misma? Es decir, va a quedar todo en nada? 

A nivel de Garzón es posible, pero en la calle la gente está pidiendo a gritos una revisión de nuestra supuesta modélica transición. Viendo lo que acaba de pasar con el último dictador de Argentina, será dificil contener a una sociedad que quiere justicia, memoria y reparación.

Y mientras Samaranch, un presidente del COI el cual bajo su mandato todos se forraron y que era un reconocido fascista, digo falangista, es recordodado como un prohombre y despedido con todos los honores. La historia la escriben los vencedores, pero la memoria siemrpe será rebelde y será nuestra